ValladolidWebMusical - crónicas - festival de la guitarra de Córdoba  
   
 

 

  JOE SATRIANI. 2007

Joe Satriani, guitarra solista
Galen Henson, guitarra rítmica
Dave LaRue, bajo eléctrico
Jeff Campitelli, batería


Teatro de la Axerquía, Córdoba.
7 de julio de 2007. 23:30h.
Aforo: lleno (como 3000 personas o asín).


Una cita grande y muy esperada: Joe Satriani en Córdoba. No creas qe lo tengo muy oído al maestro, a pesar de mi pasado jeviorro, pero algo sí chanelo. En concreto, sé qe se rapó hace ya años (qé cuadro, tú), qe fue profe de, entre otros, Steve Vai (otro qe tal baila) y qe lleva como diez discos de estudio. También qe es mú güeno.
No se ve un jevi en Córdoba ni pa dios, siempre parece todo tomado por engominados con camisas de rayas por dentro del pantalón, pero aqella noche... salieron melenudos de debajo de las piedras, tú. Así a ojo, entre melenudos y melenudas, éramos como dos mil qinientos los presentes en el teatro de la Axerquía. Cuando viene algo jevi, los jevis hacen piña, eso es ley natural.
Y allí estábamos, más ansiosos qe el copón. Satch salió puntualillo con su banda habitual de directo: Galen Henson a la segunda guitarra, Dave LaRue al bajo y Jeff Campitelli a la batería. En seguida se puso a hacer florituras, "War" fue el primer tema qe tocaron y toda una declaración de intenciones: "chavalotes, estáis viviendo desde ya el concierto más potente del festival en años". Yo ya estaba sin aliento y no habíamos hecho más qe empezar.
El público a lo suyo, qe era disfrutar de cada nota qe el maestro tocaba, salvo por los cientos qe iban y venían de la barra y las dos niñas delante de mí qe se pasaron un rato descojonándose mientras miraban las fotos qe una de ellas tenía en su cámara. Hablando de cámaras, en cuanto terminó el mensaje qe se oye por megafonía antes de cada concierto del festival avisando de qe está prohibido usarlas, se encendieron decenas: imagino qe debía de haber una excursión de la CNSE o algo.
Cómo sonaba esa Ibanez. Bueno, cómo sonaban porqe, igual qe una vedette de revista se cambia de vestuario, él fue variando entre una negra, una blanca y una roja, las tres del mismo modelo. Bueno, mejor digamos qe cómo sonaban entre sus dedos, porqe sólo él es capaz de frasear con esa absoluta limpieza y esa profusión de matices tímbricos. Sí, estamos hablando de rock, lo sé. A la vez hacía su típico paso de cangrejo y para más inri saludaba al público presente con la mano eventualmente libre. Sólo cabe un adjetivo: hijodeputa. En el buen (muy buen) sentido.


foto: Patricia Cachinero

La mayor parte del repertorio fue copado por temas de su último disco, "Super Colossal", como el tema qe le da nombre o la cachondona "Just Like Lightning", y también por otros extraídos de su internacionalmente aclamado "Surfing With The Alien", como también el qe le da nombre o "Ice 9", qe fue de lo qe sonó con más gruf, con más suin, con más filin y con más todo (aparte de ser uno de los predilectos del abajo firmante). Se permitió cerrar un solo "a la Hendrix" (con los dientes); tocó la armónica y la guitarra a la vez en la poderosa "The Extremist" ("y verás cuando saqe el acordeón", apuntilló mi novia -léase crónica del concierto de Paco de Lucía-); "Always With Me, Always With You" puso la nota más sentimental del concierto y fue muy aplaudido el diálogo de armónicos entre Satriani y LaRue en "Summer Song".
El maestro estuvo omnipresente y dejó pocas oportunidades de lucimiento a sus compañeros. Debe de ser horrible acompañar a un solista de este calibre no ya tocando batería o bajo, qe por definición acostumbran a estar en la sombra, sino la segunda guitarra: el aplausómetro del público está a tu favor, tienes el instrumento más popular y sólo los cantantes van a acaparar más atención qe tú. Pero qé va. Satriani sólo se acercaba a la parte del público situada a la izqierda del escenario y allí todo el mundo enloqecía, con esso cuenno bien arrriba, pero en la derecha, donde qedaba Galen Henson, sólo un pobrecillo levantaba el índice. Y es qe Henson parecía hasta malo, dado qe la base musical en la mayoría de los temas es de lo más simple. Jeff Campitelli llegó a parecerme malo de verdad: pienso qe se le fueron de madre algunos tempi. Dave LaRue fue qizá el único qe estuvo al cien por cien, a pesar de qe en muchos momentos, debido a la sonorización (qe fue buena pero no perfecta), su línea se percibía pero no se escuchaba, salvo en un par de formidables solos qe se marcó. Además, su Music Man "e peciocho, ¿eh?", qe diría Cándida.
No digo qe había sido el mejor concierto de este festival de 2007 por lo qe había venido antes y lo qe vendría después, pero ya teníamos colocado a Satriani en el olimpo particular del festival. La banda se retiró para volver otra vez: hubo bises, claro. Satriani se tenía guardado "Crowd Chant", qe parece el colmo de la megalomanía y además un jueguecito "de primero de escenario", qe diría Miqui Puig.
Pero qé coño, Satriani estaba en Córdoba.
Un día es un día.

-Trabas.

 

comentarios ? =>